Maine Coon, un gato gigante y tierno

El maine coon es la raza de gato gigante por excelencia. Infórmate aquí sobre su precio, características y demás detalles.

maine coon naranja mirando fijamente a cámara

En este artículo hablaremos sobre el maine coon, un tipo de gato que me encanta. Te hablaré sobre su precio, carácter y muchos detalles más, como dónde adoptarlo y comunidades para ver maine coons reales siendo consentidos por sus cuidadores.

¿Te gusta achuchar gatos? Vas a FLIPAR con el Maine Coon

Me sale del alma hablar hoy del que es probablemente mi raza de gato favorita. Sí, mis padres tuvieron uno de estos y era una maravilla de gato. Te presento al Maine Coon:

maine coon blanco y negro mirando fijamente a cámara

Gato gigante, ande o no ande

El Maine Coon es una raza de gato gigante muy interesante.

Con un metro de longitud y más de 10 kg de peso, es una de las razas más enormes que existen y hace que parezca que tengas en casa un león o un gato montés. A muchos nos encanta fantasear con achuchar alguna vez a uno de verdad (no lo hagas), y con tener uno de estos estarás más cerca que nunca de cumplir tu sueño.

Si quieres sorprenderte, aquí tienes algunos de los gatetes maine coon más grandes del mundo. Puedes mirarte el vídeo y seguir leyendo o dejarlo para más tarde:

Como ves, los maine coon son un gato precioso, a mí me tienen enamorado.

Algo muy curioso es que su nombre viene de “mapache”, porque corre la leyenda de que surgió de la mezcla entre una gata y un mapache. Obviamente, no es verdad, aunque según afirmen en la misma wikipedia (donde encontrarás más información sobre la raza) tenga la cola muy parecida a la de un mapache. Se trata de un tipo de gato diferente, que empezó a criarse en el municipio de “Maine”.

En realidad, se parecen más que un gato normal a los linces, fíjate en la comparación:

Según parece ser, y tal como cabría esperar de una raza gigante, los maine coon no llegan a su tamaño completo (lo que se considera la madurez física) hasta los 3 años (a veces el crecimiento se alarga hasta los 5). Esto es mucho si tenemos en cuenta que la mayoría de gatos llegan a esta madurez al cabo del primer año. [1]

Maine Coon en acción

Si querías ver a Maine Coons en acción solo tenías que pedírmelo, ¡hombre! A través de las fotografías no se aprecia todo el encanto de estos felinos.

Te dejo un vídeo donde una criadora experimentada con un acento muy parrticularrr nos habla de su crría de Maine Coons y de su vida como prrofesional del sectorr especializada en la rraza. Además de que da un parr de consejitos que no están mal.

jijijiji

Vigilad porque al final cuelan un poco de publicidad de Royal Canin. Estáis avisados, jejeje. El tema de la alimentación es un mundo del que ya hablaremos, y no estoy de acuerdo con que el pienso sea la mejor alternativa. Ya hablaremos de esto en otros artículos.

Hay que tener en cuenta que el maine coon, como muchas otras razas de gatos, tiene ya muchos años de historia. De hecho, hace ya más de 100 años que salió su primera mención en la literatura, así que a pesar de que parezca algo nuevo, no lo es. [2]

¡Pero no nos vayamos por las ramas! Venga, a seguir hablando de esta raza

Características de los maine coon

Veamos algunas de las características más llamativas de esta raza

Tranquilos

Parece que no, pero tiene algo que ver: en su momento adopté a un mastín llamado "Punt", esa es una raza de perro gigante que además se caracteriza por ser muy tranquila, y eso parece que pasa con todas las razas gigantes.

Es lo lógico. Si un perro gigante encima fuera nervioso y le saltase encima a la gente o mordiera fácilmente, no podrías pararle nunca los pies. Es por ello que, por lógica de gigantismo, el gato Maine Coon debe ser un animal tranquilo. Y, como no, tiene un carácter muy dócil y cariñoso. Es un peluchito gigante.

Aunque no hay que olvidar que es un gato, que es muy suyo en comparación con los perros y que, por tanto, es más selectivo con las personas. No hay que esperarse tampoco que tu Maine sea ahora el alma de la fiesta.

Todo también dependerá de cómo lo socialices, cosa que influirá en la posibilidad de que se convierta en un gato miedoso.

Aptos para los niños

Como curiosidad, Rocky (en paz descanse), el Maine Coon que tenían mis padres, jamás sacaba las garras cuando jugaba. Era adorable. En casa lo llamamos “el boxeador” y al principio me parecía un gesto muy noble en él, pero es algo típico de la raza. Aunque... si lo excitabas suficiente empezaban a surgir los arañazos y mordiscos traviesos. No muy fuertes, debo decir.

De hecho, Rocky (que, por cierto, cumple con las directrices de los mejores nombres para gatos, ahí dejo la idea) creo que nunca nos hizo heridas después de la adolescencia. Ahora, mis padres tienen a una gata de otra raza y el otro día vi que mi madre tenía un montón de arañazos de jugar con ella. ¡Es lo que tiene, cuando te acostumbras a un gato tan tranquilo!

Sea como sea, si tienes críos asegúrate de que respeten los límites del juego con el gatito. Por muy paciente que sea, se merece vuestro cariño y respeto.

Aunque nosuelesacar las uñas, no lo deje jugar con los niños sin supervisión, para así poder parar a tus hijos cuando empiecen los problemas. Para ello, te será muy útil enseñarle las bases sobre lenguaje felino (de lo cual hablo en mi libro, por cierto). Así, tu gato también aprenderá cuándo debe dejar de aumentar su intensidad de juego.

Hablan sin parar

Algo que llama mucho la atención del maine coon es que maúlla mucho. Es muy vocal. Esto lo hace muy expresivo y muy gracioso. Hay quienes se aprovechan de ello para hacer vídeos virales por internet:

Ese gato estaba quejándose porque no lo dejaban en paz... ¡Pobre! Él solo quería estar en su arbusto tranquilo.

¿Quieres adoptar un Maine Coon?

Si has entrado a este artículo para informarte porque quieres adoptar o comprar uno de estos gatos, déjame darte un par de consejos antes de que decidas hacerte con uno. Debes mentalizarte de si es lo mejor para ti

Si no tienes tiempo, no te hagas con uno.

Al ser un gato activo y sociable, requerirá de un tipo de vida activo. Con esto, quiero decir que no recomiendo para nada que se tenga al gato encerrado en pisos o apartamentos todo el día.

Rocky se pasaba la mayoría del día en la calle. Él entraba y salía cuando quería de casa y era feliz de esta forma.

Es muy recomendable que donde vayas a tener a este tipo de gato, él pueda salir y entrar en casa a su gusto, y el barrio donde vivas sea tranquilo o apartado. O incluso que vivas en medio de la naturaleza, en una casa rural.

Espérate también que tu gato traiga muchos pajaritos muertos a menudo, a Rocky le encantaba cazar pollitos de urracas o de otras aves y siempre las oíamos pelearse con él a lo lejos. Al fin y al cabo esto es algo natural en los gatos, y les divierte mucho.

Además, no olvidemos que es un gato gigante y melenudo. Requiere de bastantes cuidados por tu parte y si no estás dispuesto a dedicarle el tiempo de mantener su pelaje será mejor que escojas un gato de pelo corto.

Si te interesa saber más, aquí te dejo un vídeo con información complementaria de ExpertoAnimal, que son muy cracks con estos temas.

¿Cuánto cuesta un gato de raza Maine Coon?

El precio del Maine Coon oscila entre los 750 euros y los 1600 euros. Todo depende de dónde lo busques y cuánto estés dispuesto a pagar por según qué variaciones de la raza.

Si vas a comprar tu maine coon a un criador (algo que puedo entender y respetar), te pido por favor que no lo hagas a un criador de patio o alguien que no tenga a los animales como se merecen.

Alguien sin experiencia ni formación, que solo busca hacer negocio, venderá los gatos muy baratos, pero a cambio serán camadas que habrán salido vete a saber de qué padres (igual hasta son hermanos). Entre genética y ambiente, es posible que acabes con gatos con problemas graves de salud.

Aunque el maine coon suele ser un gato muy saludable, se ha visto que una de las enfermedades que más riesgo tienen de heredar (probablemente por mala gestión de criadores) es la miocardiopatía hipertrófica felina (o MCH), una de las enfermedades más comunes entre cualquier raza de gato. [3]

¿Cuántos años vive un gato Maine Coon?

20 años. Es una de las razas de gato más longevas del mundo, algo que me llama la atención si tenemos en cuenta que las razas gigantes de perro suelen ser las que menos años viven.


Rascadores para Maine Coon

Si has decidido comprarte o adoptar uno o varios maine coon deberás tener un sitio donde puedan pasar su tiempo libre. Los gatos disfrutan mucho de los rascadores, son su centro de recreo.

En el caso de los maine coon, hay que tener especial cuidado, ya que se trata de gatos especialmente grandes y pesados. Cualquier rascador no valdrá, ya que se puede tumbar o romper con facilidad. Déjame recomendarte unos rascadores especialmente diseñados para esta raza.

Son de una marca que solo crea rascadores para gatos grandes con muy buena reputación en el mercado. Probablemente, más de un modelo esté de rebajas. [Este es el que yo siempre recomiendo].

Comunidades de Maine Coon

Si quieres adoptar o saber más, hay algunos grupos de facebook y comunidades de cuidadores de esta raza que seguro que te apoyarán.

Compartirán contigo muchas experiencias que pueden saciar tu curiosidad o ayudarte a acabar de decidir si hacerte con este tipo de gato. Guiándote en el proceso de adopción y cuidado.

También te podrás apoyar del blog para educar al peludito. Prometo ir subiendo más contenido, acuérdate de suscribirte para recibir nuevos artículos en tu correo.

Sobre las razas

No me gusta hablar de razas de animales, y suelo evitarlo. Es algo que ya veo muy trillado en la mayoría de webs y de internet en general, y me suele aburrir. Además, me parece una forma demasiado comercial de pensar en las mascotas. Sin entrar en que además son estándares que generalizan sobre características individuales que no siempre se cumplen.

Cuando la gente no sabe sobre qué escribir, empieza a hacerlo sobre razas, ya que hay muchísimas (unas 46 en el caso de los gatos, más de 300 en el caso de los perros) y ahí hay contenido para muchos artículos. El día que lo haga, será para aportar algo diferente, como siempre.

La mayoría de razas de gatos, igual que pasa con las de perro, son una creación comercial. Las hemos seleccionado y criado para sacar lo que nos interesa visualmente, para vender. Sin preocuparnos mucho de lo “sano” que es aparear parientes próximos, al menos cuando se ha puesto de moda y los criadores de verdad han perdido el control sobre la raza.

A pesar de todo esto, creo que es necesario hablar de razas para que todas aquellas personas que viven esta escasez de información tengan algo más sólido sobre lo que aprender. Espero aportar mi granito de arena, hablando sobre las razas de gatos de vez en cuando para ayudar a los futuros cuidadores a tomar mejores decisiones y a promover la tenencia responsable de animales.

Espero que toda esta información sobre el maine coon te haya sido útil tanto si era para saciar tu curiosidad como si realmente te has planteado tener uno. Recuerda que lo mejor que puedes darle a tu gatito, sea de la raza que sea, es todo tu cariño, mucha atención y preocupación por aprender sobre sus necesidades.


  1. «Maine Coon cat». Cat Fanciers Federation. Archivado desde el original el 29 December 2009. Consultado en 2019. ↩︎

  2. Simpson, Frances (1903). Chapter 28: Maine Cats. Cassell & Company, Limited. pp. 325-331. Consultado en 2019. ↩︎

  3. Gould, Alex; Thomas, Alison (2004). Breed Predispositions to Diseases in Dogs and Cats. Ames, Iowa: Blackwell Publishing. ISBN 1-4051-0748-0. ↩︎